septiembre 28 2019 0Comment
Características, diferencias y aplicaciones de la Soldadura MIG y de la Soldadura TIG

Características, diferencias y aplicaciones de la Soldadura MIG y de la Soldadura TIG

A la hora de realizar cualquier trabajo de soldadura, es muy importante elegir tanto la herramienta más adecuada como el mejor proceso para ello. Sobre todo si lo que queremos es soldar diferentes materiales con características específicas. Para ello, es muy probable que tengamos que decidirnos por la soldadura MIG o la soldadura TIG

Tanto una como otra son dos procesos de soldadura que tienen sus ventajas e inconvenientes. Es por eso que debemos elegir la más adecuada para cada ocasión con el objetivo de obtener los mejores resultados. 

 

La Soldadura MIG

La soldadura MIG es ideal para realizar una soldadura de gran resistencia y en la que apenas haya que lijar o limpiar el material. Para soldar se emplea una herramienta llamada pistola de carrete y que está alimentada por un electrodo de metal en bobina. La pistola emite un gas protector que protege el área de soldadura. 

Este gas de protección consigue además que la soldadura se lleve a cabo de forma continuada, por lo que resulta un proceso muy rápido. Asimismo, la soldadura MIG se puede utilizar en cualquier superficie de metal e incluso en los materiales más delgados. Se puede decir, por tanto, que se usa en todo tipo de aplicaciones. La soldadura MIG se puede aplicar en estructuras de acero o aluminio y es válida también para espesores pequeños y medios. 

 

La Soldadura TIG

La soldadura TIG es la más limpia, precisa y eficiente. Aquí la pistola se alimenta de un electrodo de tungsteno que no se consume durante la soldadura, lo que proporciona un resultado mucho más limpio y estético. Además, el soldador dispondrá de un mejor control sobre la soldadura, de ahí que los trabajos resultantes sean de una mayor calidad. 

La soldadura TIG es la preferida entre los profesionales, aunque es más difícil de aprender. Sobre todo porque para utilizar la herramienta es necesario usar ambas manos y un pie. No obstante, si se logra su aprendizaje se obtendrán unos resultados mucho más elegantes que la soldadura MIG. Se puede aplicar en casi todo tipo de metales (acero, aluminio, etc.), logrando además un acabado que resulta más resistente y fuerte a la corrosión. 

 

Diferencias entre la soldadura MIG y la soldadura TIG

Una de las principales diferencias entre ambos tipos de soldadura ya lo acabamos de ver. La técnica de la soldadura MIG es más sencilla, aunque los resultados no serán tan precisos ni estéticos como los de la soldadura TIG. 

Por otro lado, la soldadura MIG utiliza un alambre de alimentación continua, mientras que la en la soldadura TIG esta alimentación es más lenta. Al ser de alimentación continua, la soldadura MIG es más rápida, pero no resulta tan precisa ni delicada como la soldadura TIG, que es perfecta incluso para todo tipo de diseños ornamentales, obras de arte, etc. 

Dependiendo del material con el que vayamos a trabajar y el resultado que queramos obtener, habrá que decantarse por un tipo de soldadura u otro. 

Si tiene alguna consulta sobre la soldadura MIG y la soldadura TIG o le interesa cualquiera de nuestros servicios, puede ponerse en contacto con nosotros a través de nuestro teléfono: +34 96 652 22 48 o enviando un correo a mecasinc@mecanizadossinc.com. Le atenderemos encantados, dándole todas las soluciones necesarias en cualquier tipo de mecanizado, procesamiento y/o acabado de piezas.

Si tiene alguna consulta sobre la soldadura MIG o la soldadura TIG o le interesa cualquiera de nuestros servicios, puede ponerse en contacto con nosotros a través de nuestro teléfono: +34 96 652 22 48 o enviando un correo a mecasinc@mecanizadossinc.com. Le atenderemos encantados, dándole todas las soluciones necesarias en cualquier tipo de mecanizado, procesamiento y/o acabado de piezas.

mecanizados-sinc